Seishun Collection Capitulo 18 Parte III

Clasificación: R-0

Confesión de Amor Parte III: Ai y Reina

Ai observó a los alumnos pasar frente a él con cierta excitación. Estaba nervioso ¿Cuánto más demoraría en salir?
Eran alrededor de las 16:15, ya habían concluido las clases y estaba esperando en la entrada. La plática con Sayu lo había dejado un tanto aturdido, pero durante la clase siguiente tuvo mucho tiempo para pensar sobre el tema en cuestión.
Ella tenía toda la razón. ¡Tenía que cerrar este asunto o acabaría muy dañado!
Y que mejor, pensaba cerrarlo con la misma Tanaka Reina.
¡Si, no existía mejor método para cerrar todo que conversando personalmente con la involucrada!
No sabía como, pero se había armado de valor. Probablemente fueran las duras palabras de Sayu las que lo hicieron reaccionar.
Respiró profundo y volvió a mirar la entrada de la escuela por treintava vez ¿Por qué no aparecía?
Sino lo hacía ahora, perdería el valor para hacerlo después. ¡Tenía que preguntarle todo sobre ellos!
Esperó durante 5 minutos más, vio a Koharu marcharse a casa un poco decaída, al igual que Sayu junto a su hermanita, tampoco con muy buena cara, poco despues vio a Eric y a Jun ¡pero nada de esa Reina de la polémica!
“5 minutos más” se dijo. “5 más y me marcho”
Y al parecer inconscientemente ella lo había escuchado. Cuando habían transcurrido 3 minutos de su tiempo límite, una pequeña figura apareció descendiendo la escalera del edificio. Llevaba el cabello suelto muy liso y el rostro con unos cuantos parches dándole ese aire de chica rebelde tan reconocido por todos.
A pesar de mantener su aura de pocos amigos, la chica parecía un tanto desanimada y no era para menos, luego de la gran paliza que le habían dado. Se acercó cabizbaja hacia la salida, sin percatarse de que alguien la esperaba ahí.
A cada paso que ella daba, Ai tenía la incomoda sensación como si se le fuera a salir el corazón por la boca.
Estaba apunto de pasar frente a él, cuando…
¡Noo! ¡No él de nuevo!
Ahí venia Gaki y su hermana. Reina los vio y les sonrió.
Ai apretó los puños. “¡Rayos! ¡¿Cómo se supone que iba a hablarle con ellos ahí?!” Tendría que pedirle hablar los dos a solas.
Pero…¿Qué pasaba si mejor lo dejaba para mañana?
“Si, mejor Ai” se dijo y se dio la media vuelta “Está con su novio ahora”
Dio un paso para marcharse cuando una voz en su interior lo detuvo a gritos “¡No Ai! ¡No! Tiene que ser ahora, este es el momento indicado”.
Gaki, Aika y Reina se habían quedado hablando no muy lejos de él. Tomó aire juntando valor y se acercó.
-¿De verdad ya te sientes mejor, Tanakacchi?
-Claro, Gaki-san, no debes preocuparte. Muchas gracias por cuidar de mí antes, eres muy lindo.
Con la enorme sonrisa y la miradita que le daba a Gaki le hizo pensar que a lo mejor ellos ya se habían reconciliado.
Gaki río y  se rascó la cabeza, algo avergonzado: No fue nada, yo solo…¡¿Ai-chan?!
Reina se dio vuelta como un rayo, su mirada era de tal sorpresa que parecía que en vez de ver a Ai, se hubiera encontrado con un fantasma.
-¿Qué estas haciendo aquí, Ai-chan? –lo interrogó su mejor amigo-. Pensé que ya te habías marchado a casa.
-¿yo? No no no no no –negó en medio de tartamudeos, los nervios le estaban pasando una mala jugada- Yo..yo..yo
-¿Tú? Ahahahahaha ¿Qué te pasa? Luces nervioso.
Se frotó las manos. Estaban completamente sudadas. ¡Rayos!
-Am…etto..yo sólo quería…
Las miradas de los 3 estaban todas fijas en su persona, sintió sus mejillas arder por la vergüenza.
-Chicos, creo que ya es hora de irme –anunció Reina girándose hacia Gaki y Aika.
¡NOOO! ¡No se podía ir! Ai entró en pánico.
-Nos vemos mañana, adiós Gaki-san, adiós Mittsi.
Bye bye sempai! ¡Que esté bien!
-Nos vemos Tanakacchi, aliméntate bien.
-Hai –le sonrió, como no solía hacerlo comúnmente, muy dulcemente- Cuídate.
-Tú igual –la despidió con la mano feliz de la vida.
La chica se dio la media vuelta y quedó cara a cara con su querido y apreciado Ai. Enseguida apartó la mirada.
-Etto…que estés bien tú también, Ai-kun –le deseo a él también con una dulce expresión que casi lo manda directo a urgencias.
¡¿Eh?!¡¿Ella le habló?! ¡¿Dijo que deseaba que estuviera bien?!
Se le revolvió el estomago, como si estuviera repleto de maripositas celebrando un carnaval en su interior. Esa sonrisa…
“¡Olvídate de ella, Ai-chan!” La voz de Sayu le atestó la cabeza con un tono de furia.
Reaccionó y sacudió la cabeza ¡¿Qué estaba haciendo?!
Reina ya iba cruzando el portón.
-Oye, Ai-chan, ¿querías decirnos algo? Porque ya nos tenemos que…
-¡Tanaka-san! –exclamó en una voz un tanto baja para ser un grito. Aun así la chica se detuvo, pero no se dio la vuelta.
Ai se le acercó a zancadas.
-Ta…Tanaka-san, po…po…¡¿podemos hablar?!
-¡¿Nani?! –exclamó Gaki, impactado- ¿Qué esta pasando aquí?
Aika río maliciosamente: -Se le  va a declarar ¿quieres apostar, hermanito?
-¡¿Qué?! ¿De qué estas hablando enana chismosa?
-A  ver dime, ¿Por qué otra razón él querría hablar con ella? ¿Viste como se puso? ¡Está todo tembloroso!
-¡Eso no es cierto! Además Ai-chan siempre esta tembloroso cuando…habla con Tanakacchi ¡rayos!
-¿Hablar? –preguntó la chica con una expresión un tanto intimidada-. ¿Hablar de qué?
-Bueno, ¿Por qué no conversamos en otro lugar? Creo…que tenemos compañía.
Ai señaló a Gaki que venia acercándose a zancadas y con fuego en la mirada.
-¡Ai-chan!  ¡¿Se puede saber que tienes que hablar tú con Tanakacchi?!
-Clar…Cla…-ahora a la que se le enrredo la lengua fue a ella- Claro. Hay una cafetería por aquí cerca. ¿Te parece bien ahí?
¡Cafetería! ¡Perfecto! ¡Así estarían a solas y nadie podría molestarlos! Incluso ellos podrían…
Ai se dio una cachetada en la cara, ¿Por qué estaba mirando sus labios?

Reina estaba pensando detenidamente ¿Por qué Ai querría hablar con ellas a solas?
Pensaba que él no quería nada con ella luego del otro día y ¿Por qué se estaba dando una cachetada?
Mejor salían del tramite rápido y veía que era lo que quería ¿Por qué tuvo que sugerirle lo de la cafetería? Podría tan solo haberle dicho que carecía de tiempo, por no decir interés en intercambiar palabras con él. Pero ¡ag! ¿Por qué habia tenido que haber tenido ese estúpido sueño con él luego de perder la conciencia?
Bueno, no había sido del todo un sueño, porque algunas cosas si habían pasado pero ¡al diablo! ¡¿a quien le importaba?!
-¿Tanakacchi, Ai-chan?
¡¿Y por qué de pronto parecía que Gaki estuviera interesada en ella?!
¡Estaba comenzando a creerse su actuación! Es decir, no era normal que alguien como él demostrara la preocupación que demostró por ella en la enfermería y ahora recién, por absolutamente nadie. Mucho menos por ella, a la que siempre había llamado “fea”.
-¿Piensan salir? –les pregunto, escrutándolos con los ojos semicerrados- ¿A una cita por casualidad?
-WAJAJAJAJAJAJA -Ai de pronto puso a reírse como un loco. Reina lo miro raro, ¿Qué era tan gracioso?
-¿Podríamos ir ya, Tanaka-san? –agregó con tono suplicante.
-¡O...oigan, ustedes dos!
-Déjalos tranquilos, Onii-chan.
Reina se percató en como Aika le guiñaba el ojo con picardía ¡descarada! De seguro se pasaba mil películas por la cabeza.
Bueno, igual que ella, pero ¡NO! ¡NO! El tonto de Ai la había rechazado el otro día, así que no podía tratarse de nada de eso, además ese tarado degenerado le había hecho cosas muy malas, así que mejor hablaban rápido para aguantarse las ganas de golpearlo.
-Hai, vamos –le dijo sin mirarlo.
Se pusieron en marcha al café de la esquina obviando los gritos y las miradas desconfiadas de Gaki. Por suerte Aika estaba ahí, o sino no sabía si Gaki llevaría su actuación más lejos.
Caminaron en silencio, ninguno de los dos dijo nada. No había nada que decir, al menos de parte de Reina. Los dos estaban nerviosos y ella más de lo que desearía.
¡Dios mio! ¡Sólo se trataba del estúpido de Ai-chan! ¡El perdedor más grande del mundo y de la persona a quien más detestaba en todo el universo y galaxias lejanas y el más allá y buzz lightyear y cosas muy muy muy lejanas!
Muy bien, y ahora había comenzado a desvariar.
¡¿Qué diablos pasaba con ella?!
Llegaron al café, para variar los clientes eran en su mayoría, por no decir todos, alumnos de Haromoni@ que se volvieron para mirarlos. Los ignoró
-¡Oh! ¡pero si es Takahashi-san! ¡Ha pasado tanto tiempo desde la última vez que vino a visitarnos!
El hombre de detrás del mostrador se acercó para recibirlos. Ai lo miró con su cara de bobo.
-Disculpe ¿Lo conozco?
-Él es el dueño de la cafetería, Inaba-san –le explicó Reina con tono molesto- Inaba-san, Ai-ch…quiero decir, Ai-kun tuvo un accidente y perdió la memoria.
-¡Oh! Es cierto, me enteré por los alumnos ¡Qué tragedia más grande! Pero es una alegría verlo tan bien ¡¿y parece que no ha perdido el tiempo, eh?!
Reina lo pulverizó con la mirada. Viejo idiota y bocón.
-¿Quieren una mesa apartada me imagino? Acompáñenme.
Por lo menos les dio una mesa al fondo, donde nadie los vería, de ese modo pasaría rápido el bochornoso momento de verse acompañada por ese…individuo detestable.
Se sentaron. Les pasaron el menú, pero Reina lo dejó a un lado, no tenía apetito. ¡Quería irse de ahí lo más rápido posible!
-¿Quieres comer algo, Tanaka-san?
-No, no te molestes.
-Yo invito, pide algo si quieres.
-No, no tengo hambre.
“Y no quiero nada que provenga de ti” le faltó decir.
-Está bien, -se encogió de hombros- entonces yo tampoco quiero nada, disculpe.
El camarero se marchó extrañado preguntándose tal vez que pareja de enamorados más rara era aquella.
Luego de varios segundos de silencio, en que ambos solo se miraron Reina tamborileo los dedos sobre la mesa. ¿Cuándo pensaba empezar a hablar?
-¿Qué es lo que querías decirme, Takaha…-se corrigió- Aikun?
-Bueno yo… quería hacerte una pregunta.
¡Si era que si quería ser su amiga, la respuesta era NO! ¡Y mil veces no! Se sintió tentada a decirle eso, pero se contuvo.
-Es un tanto personal, por eso no quería decirlo enfrente de Gaki-san.
Reina asintió comprensivamente ¡ya ¿Qué demonios era?!
-Bien, como tú bien sabes tuve ese accidente y no recuerdo nada.
Si ¿y  a ella que?
Cuando te conocí me dio la sensación de que ya nos conocíamos de antes. Esa vez estabas muy molesta y tuve la impresión de que me odiabas o algo así.
Exactamente. ¿Qué comía este idiota que adivinaba tan bien?
-Pero me gustaría saber ¿Por qué?
Lo miró atónita.
-Acaso ¿en el pasado te hice algo malo? Cuando éramos amigos ¿hice algo que te molestase?
Bueno, un montón de cosas, pero ella no podía contarle eso así nada mas, es decir…eran muchísimas cosas, no lo haría ahí, nunca, jamás.
Se miró las uñas para evitar mirarlo.
-¿Pasa algo? ¿Hice algo muy horrible? –preguntó con temor.
Siguió mirándose las manos con un creciente nerviosismo.
-Por favor, cuéntamelo ¿si? Necesito saberlo todo.
¿Por qué? ¿Por qué ahora?
Reina se mordió el labio inferior con incomodidad. De verdad no se esperaba algo como esto. Se creyó que seria una estupidez como siempre eran cuando el quería hablar con ella. Para decirle que se veía linda o que esperaba que se llevaran mejor, no se, cosas de niño idiota, pero esto…
-Etto, creo que debo ser mas específico así que lo seré –Ai se aclaró la garganta-. De casualidad nosotros…¿estuvimos involucrados?
Reina frunció el ceño ¿a que se refería con involucrados?
-Digo…o sea…. Me refiero, a …tú sabes…
¡No podía estar preguntándole eso!
-Algo así como…como… novios o amantes.
¡Lo dijo! ¡No podía creerlo pero lo dijo!
-Ne…necesito saberlo, de veras.
¡Que ridiculez!
-¿Para que? –replicó con desagrado.- Es pasado ahora ¿no?
-Ha…hai, pero yo…-se encogió en su asiento- mira te seré sincero. Te confieso que es muy embarazoso decirlo, además de que el otro día te rechacé y todo, pero aun así…creo que me gustas.
Reina cerró pesadamente los parpados luego de recibir el golpe mortal.
¡NOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO! ¡NO DE NUEVO MADRE SANTA!
-Pero no tienes que preocuparte. No, no voy a hacer nada, Tú estas saliendo con Gaki-san y jamás haría algo para entrometerme ni nada. Yo…yo solo quería saber el porque…
¡¿Por qué? ¿y como ella iba a saber eso?!
Ash, definitivamente ese hombre era un tonto.
-¿Sabes? Quizás suene un poco rudo, pero no creo que seas tan bonita ni tan  buena persona como para  enamorarme de ti a primera vista, por eso pienso que quizás no se, en el pasado hubo algo y yo en mi inconsciente aun tenga sentimientos por ti.
De haber una razón la había, pero ¡esperen! ¡¿Acaso el dijo que no era tan bonita ni tan buena persona para enamorarse de ella?!
¡Chotto! ¡¿Quién rayos se creía que era?!
Le dio un brutal golpe a la mesa con los dos puños. Ai la miró con sorpresa.
-¡¿Y por qué se supone que voy a saber yo porque te gusto?! ¡Tú eres tú, ¿no?!
-Yo… me disculpo, creo que fui algo descortés.
-¡Muy descortés! No se quien demonios te crees que eres, Takahashi -lo encaró desechando todo su plan de ser amable con el amigo de su Gaki- ¡Vienes aquí a pedirme explicaciones de porque te enamoraste de mi, de nuevo! ¿Qué acaso tienes alguna neurona?, pues me parece que se te murieron todas! Crees que yo voy a tener un respuesta para eso? ¡No es mi problema! ¡Tú eres el estúpido!
-Es decir… ¿Qué si soy estúpido? –preguntó colocando una expresión triste- ¿Soy un estúpido por enamorarme dos veces de la misma chica?
-Vamos, no pongas esa cara de victima de tsunami ¡no estoy para esas!
-¿Nunca me amaste de vuelta, no es así?
¿Por qué? ¿por qué rayos le preguntaba eso? ¡y con  esa cara de tragedia como si le acabaran de anunciar el fin del mundo!
-Así que al final siempre fui un estúpido, siempre te amé, pero tú nunca me correspondiste ¡que idiota!
Reina lo miró con sorpresa, pareciera que estuviera apunto de ponerse a llorar ¡¿Por qué?! ¡¿sólo por ella?!
-Es decir que el haberte ayudado hoy dia fue un error? ¿Solo hice el ridículo? ¡Herí a Sayu de puro tarado que soy!
¿Sayu? ¿Por qué la llamaba Sayu? No supo porque pero aquello realmente le molestaba.
-Nee, ¿te doy un consejo, bebe llorón? –le dijo con su particular estilo de sin pelos en la lengua-. Aléjate de ella, sólo es una maldita oportunista.
Ai le clavó la vista con el entrecejo fruncido.
-¿Y que sabes tú acerca de Sayu? ¡¿Por qué inventaste esas cosas de ella en el periódico?!
-¿Inventar? ¿Yo? ¡Es la verdad!
El chico la miró con profunda decepción y negó con la cabeza.
-¿Cómo pude ser tan estúpido? Tendría que haberme dado cuenta antes que tú no eres una chica normal, yo decía que algo bueno tenias que tener ¡pero nada!
-¡Oye! ¡Más respeto!
-Eres detestable, no entiendo como pude haber estado enamorado de ti. ¡¿Qué rayos tenia en la cabeza antes de ese maldito accidente?! Ojala y jamás te hubiera conocido.
-¡Párale ahí! ¿Qué crees que estas diciendo? ¡Primero me traes aquí y ahora me insultas?! ¡¿Quién diablos te crees que eres?! –se paró y volvió a golpear la mesa con los puños- ¡AI-CHAN NO BAKA!
Luego se volvió a sentar mirándolo con odio.
-¡No me llames Ai-chan! –le grito mirándola con asco- asi me llama la gente que me quiere ¡tu no eres una de ellas asi que no te vulevas a dirigir a mi asi nunca mas!
Aquello le causó tanta impresión a Reina que perdió el habla por unos segundos. Luego poniendo rostro desdeñoso e imitando un tono muy parecido al que tiene Sayu dijo:- Ai-chan te amo~
Luego se echo a reír cruelmente.
-¡Cállate! –le ordenó poniéndose de pie- ¡Fue un error llamarte aquí! Yo.. yo prometo que voy a olvidarte de alguna forma!
-Pues…¡eso es vete! ¡Vete! ¡Lánzate al río! ¡Suicídate! ¡No me importa! –se puso de pie, enfadada.-¡El día que me olvides será el más feliz de toda mi vida! ¡¿y sabes porque?! ¡PORQUE TE ODIO! ¡El día que perdiste la memoria estaba tan feliz! ¡Pero tenías que volver a ser tan idiota y cruzarte en mi camino!
-¡¿Idiota dices?!
-Si, idiota, imbécil, inútil, tarado, estúpido, ¡eso es lo que siempre has sido! ¡Un bueno para nada!
-¡Me alegra haberme dado cuenta entonces!
-¡Y a mi me alegra haberte hecho darte cuenta!
-¡Cásate con Gaki-san! ¡No me importa! ¡yo…yo me buscare una mucho más linda y mejor que tú!
-¡Búscala! ¡Te aseguro que no la encontrarás!
-¡¿Quieres apostar?!
Ambos se miraron furiosos, jadeantes de tanto gritar, pero no esperaron demasiado para el siguiente round.
-¡Ojala Sayu te hubiera arrojado por el balcón esta mañana! –le deseó y se dio la vuelta- ¡Estúpida!
-¡¿A quien crees que le dijiste estúpida, afeminado?!
El chico se detuvo en el acto.
-Ah~ ¿así que eso te dolió, no? ¡Ahí tienes la razón por la que jamás tuve algo ni tendría algo contigo! ¡A Reina no le gustan los maricas!
-Uhhhhhhhh –los alumnos de la academia hacían fila para ver la discusión. Estaban en su salsa.
-¡Dile algo Takahashi-sama! –lo instó un chica.
-¡Si dile algo! –la apoyó un chico.
-¿Soy marica eh? –le dijo Ai con tono desafiante mientras se devolvía sobre sus pasos.
-¡Claro! ¡Por supuesto que lo eres! ¡Vives tras de Gaki-san!
-OHHHHHHH! ¡Golpe bajo!
-Lastima que el me quiera a mi y no a ti ¡Tarado! –le enseñó la lengua.
-¡Ohhhhhhh!
-¡Ven aquí! –le grito el chico con autoridad poniéndose de pie frente a la mesa. -¡Ven aquí si eres tan valiente!
-¿Eh? ¡Ni loca me acerco a ti!
-Ah, así que ¿Tienes miedo de un marica?
-¡Nunca!
-Entonces ven.
Ella lo miró con desconfianza, pero todo el mundo la estaba mirando y animando a seguirle el juego. Y al fin y al cabo, era Ai-chan. Era inofensivo.
-¿Qué.. qué es lo que quieres? –lo interrogó mientras avanzaba.
-Quiero comprobar algo –le dijo con una sonrisa y un brillo malicioso en los ojos.
-¿Ah? ¿ a que juegas, chiflado?
-Más bien, comprobarte algo.
-¡¿Qué diablos?!
-¡Solo ven!
Soltó un suspiro y llego en frente de el. Todavia media ese centimtro mas que ella, sus rostros se quedaron frente a frente.
-¡¿Qué quieres? No tengo todo el dia!
-Si soy marica ¿no te importa que haga esto cierto?
-¿Ah?
El chico acercó sus manos y en volvió el rostro de Reina entre ellas, para luego atraerlo violentamente hacia el suyo. En un abrir y cerrar de ojos pegó sus labios con los de ella y comenzó a saborearlos con pasión.
Reina se quedo congelada sin saber que hacer. ¡Esto era demasiado! ¡No podía! ¡Él no! ¡NO!
A medida que sus labios la probaban y su lengua la lamía descargas eléctricas se expandieron por todo su cuerpo encendiendo todos su sentidos.
Así fue como a la estupefacción le siguió el deseo
Sus labios se movieron automáticamente y las maripositas volaron desde su estomago para recorrer todo su cuerpo y…
El contacto acabó súbitamente.
Seguidamente un dedo le dio un golpecito en la frente, haciendo la abrir los ojos rápidamente.
-¿Te digo algo? Sabes rico, pero debes tener razón, soy marica por que no sentí absolutamente nada.
Y sin decir mas, se dio la media vuelta y salió del café con paso alegre.
Reina se quedo parada ahí. Las risitas, mas bien risotadas no tardaron en llegar y su rostro se puso más colorado de lo que podía estar.
¡No podía ser! ¡ese estúpido se habia burlado de ella! ¡ en su cara!
-¡¿De que creen que se ríen, estúpidos?! ¡¿y tu que crees que estas grabando?! ¡Dame ese celular! –le arrebato los celulares a unas tres chicas que se divertían grabando todo y caminó a la salida con paso rápido-. ¡ LOS VOY A MANDAR A MATAR A TODOS SI NO SE CALLAN!
Ahora ¿Dónde estaba la estación de metro más cercana para suicidarse?
¡BUAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAA!

6 comentarios:

Patii_irori dijo...

así se hace Ai-kun *3* ADAHVSHGVAH ME MATOOOO ASÍ ME GUSTA JUJU AHORA SI AMO A AI DE NUEVO ASLMCASDK LA PARTE DEL BESO LE DIO EL LO MÁS BAJO :O

Danii Kaulitz dijo...

Siiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiii!!! buena jugada Ai, Ahi tienes Reina por mala!!!!
yahooooooooooooo!!
me encantoo!!
aaa el beso! <3
Oye Reina tonta hehe Ai no es Gay ni marica ni nada de eso hehe!!!
Awwww lo ame a los dos besandose!!!!
<3 sigue sigue yaaaaaaaaaa!!!
quiero el otro cap yaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa

kari de kamei dijo...

no manches!! estubo genialisimo el capitulo >.<
aichan eres lo maximo!!!!!!!!!!!!!!
y aunq reinis sea tan mala me cae super bien jajajaja

neeeeeeeeeeeeeeeeeeeee quero leer mas!

le prometi que leeria en estos dias y ya me puse alcorriente

Miki IV dijo...

OMG! Qué intenso!
Por un momento creí que Ai-kun si se quedaría con Rei!!

Creo que iré a leerme esta historia desde el principio xD Porque no entiendo un par de cosas!!

GJ!!!

Neko Mioko dijo...

WHAAAAAAAAT!?!?!? eso no me lo esperaba para nada O___O Ai-kyun al fin se dio cuenta!! waaa que felicidad TOT la verdad pense que seguiria amando a Reina ciegamente hasta el final e___e pero ya sufrio demasiado asi que bien por el TwT y aunque apoyo el KameShige igual seria lindo AiSayu ewe

Como siempre esperare pacientemente la continuacion de tu genial historia Eri-nyan! :'D

Anónimo dijo...

waaa ame este capitulo!!!1 es una obre de arte!!! dani eres la mejor

espero reina se de cuenta de lo que dejo ir ^^ aichan es tan <3 lindo <3 *-* aun asi kiero renai

Publicar un comentario

¿que te parecio el capitulo?